Rebanadas / Diego y La Mina - 7 de Octubre de 2016 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 650507493

Rebanadas / Diego y La Mina

Autor:Cony DeLantal
 
EXTRACTO GRATUITO

Con la novedad de que ya colgó el mandil y apagó sus parrillas El Diego de la Plaza 401. Pero ésa no es la noticia, sino lo que ahora está por suceder en ese local.

Para que lo dimensiones tengo que empezar por narrarte una historia, la de un personaje que vive en la montaña ahumando viandas en las entrañas de una catacumba con ambientación kitsch, a la que llama La Mina Moes, donde sólo se puede cenar por invitación.

Yo ya estuve ahí porque conozco gente que conoce gente. Fue una experiencia fantástica, una combinación de misticismo con glotonería que me dejó empachada de gozo. Algo así como una cena de culto adentro de una película de El Santo.

El referido personaje en cuestión, y ya no estoy hablando de El Santo, es un chef empírico con pasado de cosmetólogo, domador de fuego y manipulador del humo. Anfitrión excepcional.

Me refiero a Jorge Moeller, quien hace 28 años estuvo a la cabeza de Mary Kay, cuando esta empresa llegó a México entrando por Monterrey.

Luego se independizó para formar su propia firma de cosméticos, a la que llamó Carmen en honor a su esposa, y de ahí le doy fast forward a tiempo presente para decirte que finalmente dejó el maquillaje y ahora se la pasa metido en esta misteriosa mina en su casa cocinando para otros, cosa que yo ni de loca haría. Digo, sobre todo eso de dejar el maquillaje.

Hasta este espacio cavernoso y místico, donde Jorge y su hijo Jorge Jr. (a quien sus amigos llaman Moe) se divierten cocinando y ahumando delicias a fuego lento mientras van extasiando -y empachando- a sus invitados con pura generosidad culinaria, fue ahí, te decía, que un día llegó la gente de El Diego a proponerles una asociación para recrear su enigmática mina y sus opíparas propuestas en el mundo real, en ese local de la Plaza 401 donde el argentino ya no daba para más.

Y aquí termina la primera temporada de esta historia. No te pierdas en un par de meses la secuela de esta narración, que es cuando nos prometen tener listo el nuevo restaurante que llevará por nombre precisamente La Mina.

¿Qué misterio nos revelarán los Moeller? ¿Será La Mina una mina de oro? ¿Nos llevará la fregada si gana Trump? Para esas fechas lo sabremos todo. No te despegues de esta columna porque la trama se va a poner buena.

ALONDRA EN PABELLÓN

Alondra de la Parra lució fenomenal en ese escenario tan espectacular e imponente que ofrece el auditorio de Pabellón M -el huevo, para...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA