Perfiles e Historias / El arte crítico de Tercerunquinto - 27 de Enero de 2019 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 759527325

Perfiles e Historias / El arte crítico de Tercerunquinto

Autor:Teresa Martínez
 
EXTRACTO GRATUITO

Rolando Flores y Gabriel Cázares, integrantes de Tercerunquinto, afinaban detalles de su pieza "Desmantelamiento y reinstalación del escudo nacional" en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM en febrero del año pasado.

Días antes de la apertura de la muestra "Sublevaciones", el filósofo francés y curador de la expo George Didi-Huberman, recorría el espacio cuando se encontró con los creadores regios.

Considerado uno de los pensadores más importantes de la actualidad, Didi-Huberman les dijo cuánto admiraba su trabajo, que su pieza relacionada con el 68 encajaba perfectamente con la idea de la muestra, dedicada a proyectos sobre manifestaciones sociales históricas.

Ellos, entusiasmados, le quisieron regalar su libro Restauración de una pintura mural. Él lo rechazó. Ya lo había comprado.

Vía correo electrónico, Didi-Huberman reconoció la propuesta del colectivo.

"Los admiro muchísimo".

No sólo la pintura y la escultura son arte. También romper un muro en el consulado de México en Miami o que un vendedor de flores acuda diariamente a un museo para conocer su colección. Pero ellos antes no lo pensaban así.

Cuando Rolando y Gabriel ingresaron en 1995 a la Facultad de Artes Visuales de la UANL, el primero quería ser fotógrafo y el segundo dedicarse a la pintura. Su pensamiento cambió cuando conocieron el arte conceptual.

"Desde el primer momento ese concepto fue fracturado y abrió posibilidades a que habláramos de artes visuales como un campo más extendido que las plásticas, que incluía no sólo medios, sino ideas", comparte Rolando.

El artista Enrique Ruiz, su maestro en teoría, les enseñó sobre el arte conceptual con revistas y textos. Él integraba el colectivo Caxa junto con otros maestros como Benjamín Sierra y Alfredo Herrera, en el que los artistas participaban con frecuencia.

"Fuimos influidos por sus ideas de arte en el espacio público, el concepto de intervención, el trabajo colaborativo", recuerda Rolando.

"Empezó a definir la forma en que nosotros entendíamos que producir arte de forma colectiva era una opción, que tenía que ver con el diálogo y la discusión de las ideas y no con el ensimismamiento".

La inquietud por participar en concursos de murales y hacer proyectos hizo que se formara un equipo integrado por Gabriel, Julio Castro, Orlando Maldonado, Israel Mercado y Adrián Procel, en 1996, y Rolando se les sumó un año después.

A Israel se le ocurrió el nombre de Tercerunquinto, que en un inicio lo escribían de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA