Mario Castillejos / Garrote jurídico - 31 de Julio de 2014 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 522107754

Mario Castillejos / Garrote jurídico

Autor:Mario Castillejos
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

¡Extra, extra! Otra especie se escapó del circo. Alan Pulido se dio a la fuga.

¿Que tiene un contrato vigente con Tigres? Sí. ¿Que el jugador se obligó a cumplirlo a cambio de dinero? Sí. ¿Que se equivoca en la actitud rebelde que asumió? Bueno, ahí ya no estoy tan seguro de un posible error, porque no podemos sacar de contexto que él también puede ejercer su derecho a finiquitar por anticipado, sin mostrar una causa que lo justifique, su relación con Tigres.

En otras palabras, Alan no tiene por qué desgastarse validando motivos. Es más, oficialmente su móvil es mero capricho y, para fines prácticos, con eso basta.

Pero lo interesante del asunto es que si Alan se mantiene firme en incumplir el contrato, sólo estaría sentenciado a cubrir el quebranto económico que le cause al ahora patrón. Y recordemos que su sueldo es sólo de 50 mil pesos mensuales. Aunque también podría ser sancionado con unos meses de inhabilitación.

Bueno, no creo que al departamento legal de Sinergia Deportiva, encabezado por el licenciado Alberto Palomino Garza, se le olvide cómo resolvió el TAS (Tribunal Arbitral du Sport, en francés) el incumplimiento en el que Gastón Fernández incurrió cuando, según la resolución del 29 de noviembre del 2012, se le restringió la participación en cualquier partido oficial por un periodo efectivo de 4 meses, más una multa de 800 mil dólares -monto que, yo calculo, era el sueldo anual vigente- cantidad lejana a los 6 millones de dólares que la institución reclamaba como indemnización.

Si recordamos, de regreso en Argentina, Fernández, quien aún tenía contrato con Tigres, envió un e-mail al club solicitando autorización para aceptar una oferta de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA