Maestro del sentido humano - 23 de Noviembre de 2017 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 697254529

Maestro del sentido humano

Autor:María Luisa Medellín
RESUMEN

32 Perfiles E Historias. DAVID NOEL RAMÍREZ. Tenaz y apasionado de la enseñanza, el Rector del Tec es un convencido de que los jóvenes deben vivir un compromiso con la ética y la sociedad

 
EXTRACTO GRATUITO

Con 150 pesos en el bolsillo y una tenacidad a toda prueba, David Noel Ramírez Padilla consiguió que lo becaran casi a fuerza en el Tec, tras llegar en autobús de San Juan de los Lagos a Monterrey.

Corría 1967. Había enviado su solicitud por correo, pero al no recibir respuesta a tres días de empezar las clases, decidió presentarse en la Oficina de Becas, donde le explicaron que ya no había presupuesto y quizá podrían apoyarlo el próximo semestre.

El hoy Rector del Tec de Monterrey no se dio por vencido y se encaminó a la Parroquia San Juan Bosco, a unas cuadras. Ahí encontró al Padre Pablo Ponce y le pidió quedarse mientras le resolvían lo de la beca.

"Fue una mentira piadosa porque ya me habían dicho que no, pero le insistí tanto que me prestó una colchoneta y me dejó dormir en la sacristía. Pasé tres noches en ese lugar porque volvía una mañana y otra al Tec hasta que ya no me recibieron.

"Entonces le dije a Dios: 'Dame una señal, ¿debo irme o quedarme?', porque estaba desesperado y sin dinero", exclama David Noel abriendo los brazos, sentado frente al escritorio de una sala de juntas del Tec.

Dice que su promedio era de 100 en la preparatoria del Instituto Francés de la Laguna, de Gómez Palacio, en la que estudió becado por los lasallistas, y retomando la historia cuenta que le preguntó a un guardia dónde estacionaba su carro el ingeniero René Zubieta, director de Becas.

Aquel le señaló un lugar, y él se sentó todo el día a esperarlo, bajo el tremendo calorón de agosto.

"Llegó como a las seis y media y al verme me dijo: '¿Otra vez tú?, ya te dijimos que no hay presupuesto, vente el próximo semestre'.

"Yo le respondí que ya estaba aquí y en mi pueblo no tenía nada qué hacer, pero él se subió al carro y me le dejé ir al vidrio, como diciendo: ¡No sea gacho! Él abrió la puerta y, harto, me dijo: 'Ya no te soporto, nomás por terco te voy a dar la beca'".

· · ·

David Noel se puso feliz, pero le urgía trabajar.

Se enteró de que si lo empleaban en el comedor del Tec tenía derecho a las tres comidas, así que fue y se apuntó.

"A los dos días me dijeron que había un puesto sirviendo en la barra del comedor porque un chavo ya no quería ir. Acepté, aunque era muy pesado porque entraba a las seis de la mañana, los siete días de la semana.

"Desde entonces me quedó la costumbre de levantarme a las 5 y cuarto o 5 y media", comparte el Rector, de cabellera casi plateada y pequeños ojos verdes.

La presión por no perder la beca le hacía sacar la casta. No sabía inglés, llevaba cuatro materias en ese idioma y para traducir una sola página dedicaba mucho tiempo.

Para cubrir el alquiler acomodaba libros en la biblioteca del Tec por las noches. Le pagaban 225 pesos al mes y aún conserva el primer recibo de pago, del 29 de septiembre de 1967.

"Éste será mi semestre número 100 trabajando en el Tec de Monterrey... 50 años ininterrumpidos. Soy un caso atípico porque también soy el primer Rector que no es ingeniero", recalca orgulloso.

Por la intensidad con la que se desenvuelve, parece conectado a una corriente eléctrica. Ahora menciona que empezó a dar clases de contabilidad en tercer semestre y, al titularse como Contador Público, hace 45 años -con 9.9 de promedio, el más alto en la historia de la carrera-, se convirtió en maestro de tiempo completo. Luego estudió la maestría en Administración con especialización en Finanzas.

Cuenta que sus compañeros se integraron a despachos y empresas y no entendían que "el nerd de la generación" se quedara como maestro con la mitad del salario que ellos percibirían. Sin embargo, dice que a él le apasiona la enseñanza y el dinero nunca ha sido su motor.

David Noel fue director de carrera y del Departamento Académico de Contabilidad. A los 29 años, director de la Escuela de Negocios, y Rector de la Zona Norte, a los 40 o 41.

Entre el 2008 y 2010 fue Rector de las zonas Norte, Sur y Occidente y, desde enero del 2011, Rector del Tec de Monterrey, el más grande honor en su trayectoria, aunque lo que más disfruta es transformar vidas.

"Si hicieras una encuesta entre mis alumnos, más de 21 mil en mis clases formales, te dirían que me tienen más presente por mis reflexiones sobre la vida, por insistirles en que el ser está antes que el tener y que nunca el poder y el dinero pueden ser sus dioses", narra el Rector, delgado, de traje oscuro y quien no aparenta los 67 años que cumplió el 12 de enero.

· · ·

Para conocer a David Noel hay que remontarse a su infancia en San Juan de los Lagos, Jalisco, un pueblo profundamente religioso que en aquel tiempo contaba con unos 18 mil habitantes, y cuya Catedral Basílica es la más visitada después de la Basílica de Guadalupe, en la Ciudad de México.

"Es el municipio de mayor número de sacerdotes per cápita. Cuando yo era niño había cerca de 20", detalla.

David Noel es el tercero de seis hermanos y sus padres fueron Eulogio Ramírez, quien trabajaba en el campo, y Vicenta Padilla, ama de casa.

Estudió primaria y secundaria en el Colegio Miguel de Bolonia, de los lasallistas, y era monaguillo desde muy pequeño.

David Noel ama sus raíces y viaja a San Juan de los Lagos varias veces al año. Allá lo siguen llamando el hijo de don Eulogio, el de Monterrey. Lo aprecian por su cercanía y participación en proyectos comunitarios de la zona.

Hace dos años se construyó un malecón que circunda el río y le pusieron su nombre. Además, cada dos años él trae la imagen de la Virgen de San Juan a distintas parroquias del área metropolitana.

El Obispo auxiliar de Monterrey, Juan Armando Pérez Talamantes, amigo y ex alumno de David Noel, dice que siempre está dispuesto a apoyar a los necesitados en la medida en que le es posible o involucrando a otras personas, uniendo así su tenacidad, calidad humana y capacidad de liderazgo.

David Noel es consejero de varias empresas, instituciones financieras, asociaciones universitarias y ONGs.

Desde hace 30 años da clases de temas económicos y sociales en el Seminario de Monterrey. También preside Padre Pío Asistencia Social, A.B.P., Dividendo para la Comunidad, A.C., y ha recibido la más alta distinción que el Vaticano concede a los laicos, la de Caballero de la Orden de San Gregorio Magno, otorgada por el Papa Juan Pablo II.

David Noel es tan austero que no maneja tarjetas de crédito y una de sus canciones favoritas es: "Un Puño de Tierra", que dice: "Lo que pasó en este mundo / nomás los recuerdos quedan / ya muerto voy a llevarme / nomás un puño de tierra."

· · ·

Casado con Magdalena Margáin desde hace 38 años, David Noel tiene dos hijos: Magdalena y David, y es el abuelo consentidor de cuatro nietas. A diario corre cinco kilómetros, se baña con agua fría y asiste a misa.

En su familia le dicen "El Padrino", porque atesora muchos ahijados entre sus sobrinos.

Uno de ellos es David Margáin Sada, quien destaca de él su perseverancia ante los retos que le ha puesto la vida y su congruencia entre lo que predica y lo que vive.

"Él valora todas las cosas y se ha preocupado por fortalecer sus relaciones familiares y de amistad. Todas las Navidades organiza una misa en la que se reúne toda la familia, e igual sucede cuando alguno de los primos se va a casar porque organiza despedidas en Zacatecas, en Aguascalientes, para convivir.

Es un apasionado de la cultura mexicana".

En cuanto a su faceta como autor, David Noel platica que inició en 1981 porque le desesperaba que los alumnos no le pusieran atención por estar anotando, así que publicó el libro Contabilidad Administrativa.

"De mis 10 libros, es el que más se ha vendido -más de un millón y medio de copias-. Va en su novena edición y lo llevan en universidades de México y América Latina".

Luego escribió Contabilidad de Costos, Empresas Competitivas e Integridad en las Empresas.

En respuesta a las cartas que envía en Navidad a sus alumnos se dio cuenta de que muchos habían logrado posiciones importantes, pero no eran tan plenos en lo personal, así llegó Felicidad, ¿Dónde Estás?, al que siguió Parejas Sedientas de Felicidad y, más tarde, Edad Dorada, Vívela a Plenitud.

También publicó Hipoteca Social, Formar para Trascender y Basta de Indiferencia, una radiografía de las problemáticas y realidades del México actual.

Mario Laborín, amigo y ex alumno, dice que David Noel es la persona más completa que conoce.

"Tiene una vocación de servicio impresionante y es totalmente desprendido", agrega el presidente de ABC Capital y ex director de Nafin y Bancomer.

"Como profesor es sumamente carismático y cuando fue Vicerrector siempre ganaba una especie de concurso donde los alumnos votaban por el mejor Vicerrector y le entregaban un borrego.

Yo creo que debe tener un rebaño en su casa, ja, ja, ja".

De hecho, "El Profe" fue el que acumuló más menciones entre egresados del País, en una encuesta por el 70 aniversario del Tec para nombrar a los tres catedráticos más entrañables.

Su trayectoria también fue tomada en cuenta por los nuevoleoneses, que en el 2015 lo candidatearon a la Gubernatura en las redes, con el #unrectorgobernador, aunque él declinó.

David Noel subraya que ha escalado peldaños en hombros de gigantes, un equipo de gente brillante que lo ha acompañado y comparte su afán porque los alumnos vivan tres grandes compromisos que urgen en México: con la ética, la sociedad y su hipoteca social.

El Rector es un emprendedor con sentido humano y tiene un lema que será su legado: "Saber para servir y transformar vidas".

EN LA ACTUALIDAD

El 21 de febrero del 2017 anunció su jubilación y retiro como Rector. Tras una oleada de reconocimientos por sus 50 años ininterrumpidos en el Tec, el 1 de julio del 2017 inició una nueva etapa como Rector Emérito. Continúa dando clases en su Alma Mater, es consejero en el Tec, en empresas y organizaciones, y viaja por el país dictando conferencias, dando asesorías y aportando sus conocimientos.

David Noel Ramírez, Rector Emérito del Tec

"Saber para servir y transformar vidas".

Publicado el 22 de enero del 2017

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS