Son bien 'mandados'... - 18 de Febrero de 2000 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 78039261

Son bien 'mandados'...

Autor:Dora Isabel Franco
 
EXTRACTO GRATUITO

¿Quién dice que los hombres no van al super al "mandado"?

La compra de la despensa para la casa ya no es una tarea exclusiva de las mujeres, pues cada vez son más los miembros del sexo masculino que se involucran en esta actividad doméstica.

Algunos van por su cuenta, otros lo hacen para facilitar las tareas a sus esposas, mientras que para algunos es una necesidad acudir al supermercado una vez a la semana.

HEB, Super G y Azcúnaga son algunos de las tiendas de autoservicio frecuentadas por hombres de diferentes edades y estilos de vida, quienes acuden para llenar sus alacenas con las compras semanales.

Algunos sólo van por algún producto que necesitan, pero, ¡oh sorpresa!, muchos están ahí haciendo las compras semanales de su hogar.

En los pasillos de las frutas y verduras, de la panificadora, del área de salchichonería y carnes, pero también en el de los productos de limpieza, pueden verse hombres seleccionando lo que su familia o ellos mismos necesitan.

Es común también que las parejas que van juntas, ya dentro del establecimiento se separen, para buscar cada quien por su lado lo que les interesa.

Manuel Morín es un ejemplo de esto: va al super con su esposa, pero se separa de ella para buscar ciertos productos él solo.

Este padre de familia sabe cómo hacer las compras del super desde que estudió fuera y tuvo la necesidad de aprender a cocinarse. Ahora, acompañado de su pequeña hija, se encarga de escoger la carne.

Próximo a casarse, Enrique Treviño acudió al supermercado a comprar productos de limpieza para su nueva casa.

Treviño, de 26 años, dijo que ocasionalmente va al super a hacer sus compras, pero que éstas casi siempre son personales y de productos empaquetados.

Y aunque usted no lo crea, hacer las compras no sólo es una actividad de personas que tienen mucho tiempo libre.

Para Armando Cruz, ir al super representa un relax después del trabajo. Cada vez que puede y los fines de semana se dedica a cocinar para su familia.

"Casi siempre como fuera por los negocios, por eso son muy pocas las veces en que puedo disfrutar de la cena con mi familia y es cuando vengo a comprar todo lo necesario", expresó Cruz.

Aunque ni en el super se desentiende de sus negocios, pues con una mano sostiene su celular y con la otra lleva el carrito, Cruz hace todo tipo de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA