San Cadilla / Dominguero - 19 de Abril de 2015 - Norte - Monterrey - Noticias - VLEX 566152902

San Cadilla / Dominguero

 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

¡OOOTRO JUGADOR EMBRUJADO!

Combinado

Lo de anoche es para dar coraje a la gente de La Pandilla, sí, está vez La Pandilla del vapuleado y humillado Cerro de La Silla.

No, señores, no, no es admisible que acepten un planteamiento y una actitud como la de ayer.

Todos tienen culpa, desde "Tany" Mohamed por su planteamiento hasta jugadores.

Lo de anoche fue un dominio que hacia tiempo no se veía en un Clásico, del minuto 1 hasta el 92.

Ni las manos metieron.

¿Y Tigres? Pues Tigres demostró ser un equipo muy bien dirigido y muy contundente.

¿Que basta de opinión y más información del post partido?

Mañana se los cuento.

PD: Rayados es más bipolar que una tía loca que tengo.

A pura cheve

Aaah, no bueeeno, apenas la semana pasada les conté que mi compa Edwin Cardona se fue de su casa en La Herradura quesque porque estaba embrujada y que lo habían embrujado a él.

Pues parece que esto de los embrujos ya parece ser epidemia, pues ahora otro jugador asegura que su bajo rendimiento se debe a que alguien lo tiene embrujado.

Como lo leen. ¿Quieren que les cuente la historia del nuevo futbolista embrujado en nuestro futbol mexicanooo?

Este jugador obedece al nombre de Danilo Verón, mejor conocido como Danilinho.

Pos bueno, este volante brasileño que fue campeón con Tigres y que ahora juega para Querétaro, sigue trayendo un desmother de vida, así como cuando vivía acá en la ciudad donde el Cerro de La Silla es una chulada.

Resulta que este jugador viene muy seguido a Monterrey, porque acá tiene un "encarguito" del cual difícilmente se podrá zafar.

Tuvo algo que ver con alguien y pues hubo consecuencias.

El fin de semana pasado estuvo aquí. Vino y asistió a un quinceaños de no sé quién, pero fue a uno.

Ahí, el buen Danilo se puso hasta las chanclas. No, no, no, no, ni yo cuando hacía mis desfiguros allá en mis años mozos cuando tenía 18 años.

Síganle...

Se caía

A Danilinho le gusta tomar cognac, pero como en un quinceaños difícilmente lo hay, pues tuvo que chutarse unas simples -pero bien heladas- cheves, chelas o cerbatanas, como quieran decirles.

Pues tanto empinó el codo este jugador en la fiesta (en Morones Prieto, cerca del Puente Atirantado), que cada vez que se ponía a bailar, hacía el ridículo... ¡y hasta lo tenían que levantar cada vez que perdía el paso y besaba el suelo!

El jugador...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS